29.8 C
Santo Domingo
martes, mayo 28, 2024

Enviaron miles de cartas para pedir un pago de salario justo a trabajadores a domicilio en New York

Coalición recuerda a la Legislatura que el estado enfrenta una escasez de personal en este sector laboral.

Más de 8,000 cartas por parte de adultos mayores, trabajadores a domicilio, personas discapacitadas y cuidadores de familiares fueron enviadas esta semana a la gobernadora de Nueva York Kathy Hochul con un mensaje claro: exigir un pago justo salarial por la atención domiciliaria.

Frente a la propuesta de retornar al salario mínimo a los trabajadores y cuidadores en el hogar por parte de la funcionaria estatal a pesar de la escasez de personal atención domiciliaria, miles alzaron su voz de protesta y reclaman un aumento y una paga digna debido a la importancia del servicio que brindan a los adultos mayores.

En un comunicado, la coalición que lucha por este sector menciona que según un análisis laboral reciente de Mercer, “el estado de Nueva York enfrenta la peor escasez de atención domiciliaria del país, y los bajos salarios son el principal factor determinante. Entre 2021 y 2040, se prevé que el Estado de Nueva York crezca un 3 %, pero la población de más de 65 años crecerá un 25 %. Como resultado, se proyecta que la escasez de atención domiciliaria aumente exponencialmente: Nueva York tendrá casi 1 millón de puestos vacantes en atención domiciliaria para 2028”.

En un reciente testimonio, Amy Robins, del Instituto de Atención Médica Paraprofesional, dijo: “Tal como está el presupuesto, la atención domiciliaria no recibirá un aumento de tarifas, un descuido que desestabilizará aún más la infraestructura de atención a largo plazo y tendrá un impacto significativo en los consumidores y trabajadores. Hacemos un llamado a la Legislatura para que aumente la tarifa de Medicaid para todos los proveedores basados ​​en el hogar y la comunidad (HCBS) y que apoye la asignación de recursos adicionales para lograr un salario digno para los trabajadores de atención directa, invertir en los servicios a largo plazo y la infraestructura de apoyo de nuestro estado, y mejorar la recopilación de datos para identificar y remediar las barreras que enfrenta esta fuerza laboral”.

La acción de los activistas se hizo eco en los funcionarios electos.

“Una de mis prioridades durante la última sesión legislativa es que los trabajadores de atención domiciliaria reciban el pago que merecen por el servicio crítico que brindan. Agradezco a mis colegas de la Mayoría del Senado que el Presupuesto de la Cámara Única del Senado aumente el salario de los trabajadores de atención domiciliaria a $5 por encima del salario mínimo. Aún así, debemos garantizar que esta disposición se mantenga mientras trabajamos en el proceso presupuestario”, expresó la senadora Rachel May, patrocinadora principal de Pago Justo para Atención Domiciliaria.

“Como nuevo presidente del Comité Senatorial de Envejecimiento y orgulloso copatrocinador de S.3189, promulgar toda la agenda de “Pago justo por el cuidado del hogar” es una prioridad esencial para mí. Ha llegado el momento de reconocer que la atención domiciliaria es fundamental para la atención médica y, como tal, debemos compensar, recompensar e inspirar a nuestra fuerza laboral dedicada, que enriquece y salva vidas a diario, en consecuencia”, agregó el presidente del Comité sobre el Envejecimiento, Senador estatal Cordell Cleare.

También la asambleísta Jessica González-Rojas dijo: “Necesitamos un pago justo por la atención domiciliaria y lo necesitamos ahora. Hago un llamado a la gobernadora Hochul para que incluya fondos adecuados para los trabajadores de atención domiciliaria en el presupuesto final, y agradezco a todos los defensores de Caring Majority por su incansable trabajo”.

La propuesta

El pago justo por el cuidado en el hogar beneficiaría económicamente a Nueva York, aumentaría la equidad y mantendría seguras a las personas mayores y discapacitadas:

Si se aprueba, el estado de Nueva York vería un aumento de los ingresos por un total de $ 5.4 mil millones a través de la creación de empleos y la eliminación de la asistencia social de los trabajadores de atención domiciliaria.

La fuerza laboral de atención domiciliaria de Nueva York está compuesta en un 91% por mujeres y en un 77% por personas de color; El pago justo por el cuidado del hogar crearía más de un cuarto de millón de nuevos puestos de trabajo para mujeres, incluidos 181,000 nuevos puestos de trabajo para mujeres de color, durante la próxima década.

El pago justo por el cuidado en el hogar sacaría a los trabajadores del cuidado en el hogar de la pobreza: enfrentando salarios bajos y horarios irregulares, el 57% de los trabajadores del cuidado en el hogar del estado de Nueva York actualmente reciben asistencia pública y el 49% vive en la pobreza o cerca de ella.

La investigación ha encontrado que a los pacientes de Covid en recuperación les ha ido mucho mejor en la atención domiciliaria que en los hogares de ancianos.

eldiariony.com

Related Articles

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Ultimos Articulos